La vez que estuve embarazada media hora #SerMadre

La vez que estuve embarazada media hora

No soy madre, nunca lo seré y desde que recuerdo no he querido serlo ni aun siendo niña me interesaban las muñecas y cambiarle los pañales, darles de comer o traerlas cargando como si fueran mis hijo/as.

Me gustan la/os niños y me arrobó con un/a bebé ante su sonrisa, me encanta jugar con ello/as y creo que soy divertida como adulta cuando me los encargan siempre y cuando no sea de noche. Ya dos veces nos han encontrado a diferentes bebés llorando ellos y yo amargamente porque uno quiere a su mamá de vuelta (y honestamente yo más), dicen que les trasmito mi angustia… no sé.

Eso no quiere decir que cada mes mi cuerpo me recuerde que la posibilidad de ser madre sigue presente. Mi cuerpo y los micromensajes (así les digo) me gritan de lo que debe ser y hacer una mujer dentro de una cultura que le ha asignado a cada género su papel en la reproducción y aumento de la población. Los medios, las personas que te quieren y las que no igual pero más ofensivas, las revistas, las historias, la cultura pues está plagada de lo que una mujer y un hombre debe ser. No conozco mucho las imposiciones y lo que tienen que aguantar el género masculino, de hecho confieso, tengo serios prejuicios al respecto. No recuerdo en ningún momento a mi hermano o a mis amigos que fuesen educados para cambiar un pañal, para ser un padre activo en la crianza de sus futuros hijo/as… tampoco sé si cada mes su cuerpo les recuerda, a veces muy dolorosamente, que su esperma contiene muchas más posibilidades de hijo/as que mi único óvulo mensual. ¿Algún hombre me lee? ¿Puede dejar su opinión de cómo ha vivido su crianza y aleccionamiento para ser un padre?...

Bueno, vuelvo al tema #SerMadre. Aún cuando siempre supe que no quería ser madre, de cierta forma lo fuí siendo la mayor de mis dos hermanos. Mientras mi mamá trabajaba para mantenernos y sacarnos adelante (mi papá lo hacía, estaba presente pero como papá divorciado...dando un dinero muy de vez en cuando, como si los hijo/as comieran de vez en cuando) yo cuidaba de mis hermanos (un hombre y una mujer) les calentaba la comida que dejaba mi má y veía que hicieran la tarea y salieran al menos vivos de sus travesuras. Después mi hermana fue madre muy joven (16 años) y yo junto con mi hermano y mi mamá nos hicimos cargo de mi sobrina y cinco años más tarde de mi sobrino… hasta su adolescencia yo ejercí de “madre divorciada” que les ve de vez en cuando, aporta económicamente para sus estudios y otras cosas y pasea con ellos en fechas y vacaciones. Fui la reina maga durante muchos años, la que compraba los útiles con ellos en una jornada y forrábamos los cuadernos y los libros, también quien les llevo la primera vez al cine y la que se chutaba los juegos y sus miedos y como los vencían. También recuerdo que cuando llegaba emocionada a verles tenía que recibir una larga lista de cosas que habían hecho para que yo los regañara (mamás que leen esto, no lo hagan…arruinan el momento que uno/a tiene para estar con la/os niños… ¿Quién puede disfrutar un día divertido si primero fue el gruñon castigador?? Papás... estén más presentes, también para los regaños y la disciplina diaria, no sé al menos una llamada de buenas noches...algo)

Decía… siempre me distraigo. Decía que en esta convicción me he enfrentado a la posibilidad de la maternidad propia en tres ocasiones: a los 19 años cuando me violó un fulano cuando iba camino a la escuela y obviamente existía el riesgo de embarazo. Recibí la píldora del día siguiente justo a las horas de haber ocurrido. Me quedaba claro a esa edad que yo no tendría un bebé en esas circunstancias… no hubo necesidad afortunadamente pero de haber salido embarazada yo sería una mujer que abortó sin contemplación eh?. La segunda fue a los 25 años cuando conocí al sobrino de alguien a quien amé mucho… ver su miniél me llenó de ternura y brevemente imaginé ¿Cómo sería tener un hijo/a con él?... fin de la historia a los cinco minutos que pegó el berrido… ah, pero si hubo una vez que estuve embarazada media hora… y no saben!!! La de cosas que una se replantea frente a eso…  tenía unos meses de estar separada de mi pareja a quien aún amaba… no tenía trabajo, no tenía casa, pasaba de los cuarenta… y sí… fue sexo consensuado y muy satisfactorio… pero ni nos amábamos ni éramos pareja, ni lo seríamos… nos protegimos pero siempre está ese porcentaje mínimo que hay cuando se tiene sexo… ningún método, salvo la abstinencia es 100% seguro.

Habían pasado días y tuve una baja de presión arterial, me sentí mal y quien estaba conmigo me preguntó ¿no estarás embarazada? Claro que nooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo!!!!! … y entonces sudé frío… sí… la posibilidad existía aunque remota y durante media hora me quebré la cabeza ante la posibilidad de estar embarazada…. Obvio no era la primera opción que si tenía claro a los 19 años… no sé, soy firme defensora del #DerechoaDecidir pero entendí también que yo misma cargo con juicios y prejuicios al respecto: si yo me lo busque (como si una lo buscara cuando anda en esas urgencias) sí, que mejor castigo que quedar preñada por hacer uso y disfrute de tu cuerpo, Margarita!... y qué vas a hacer… ¿estás sana para contener, gestar y recibir una vida? ¿puedes darle el cariño, la figura paterna, los modelos que necesita?... ¿se lo dirás al padre? ¿decidirán juntos?... ¿qué sacrificios harás como tu madre los ha hecho y sigue haciendo por sus tres hijos? ... 

Y entonces entendí que ser madre es algo muy difícil… que el momento en que una (yo al menos con toda esa carga cultural que venía arrastrando aún con mi oposición declarada a ser madre) está embarazada se te vienen a la cabeza muchas preguntas. Y por supuesto no lo estaba, así que al igual que muchos hombres no sé qué significan los cambios en el cuerpo, estoy al igual que ellos viendo desde fuera, como si yo estuviera vestida y ellas no...las mamás (las que tienen la posibilidad de serlo, las que están siendo educadas para ello) desnudas frente a las mujeres que no serán madres y los hombres que tampoco lo serán… no sé qué tanto es mito y qué tanto es realidad. Así que debo seguramente cargar con otro costal de prejucios al respecto: por ejemplo, “ah! Sí, está así porque son las hormonas”… “ah sí, pero debe pensar en su hijo/a antes de lo que ella quiere como proyecto de vida” …

Pero sí se de los que tengo que aguantar por el hecho de no ser madre y no cumplir la función para la que estamos aquí las mujeres en el mundo (si notaron la ironía, verdad?) por ejemplo: que soy descalificada aún por mi madre cuando no entiendo ese sacrificio desmedido de madres viejitas ante los abusos de sus hijo/as… “es que como no eres madre, no comprendes” “nunca tendrás esa dicha” ¿plop! Como si la dicha sólo tuviera ese coto… también de la mirada que va de desconfiada cuando digo que “no quiero ser madre” a la compasiva cuando ya me ven señora y les digo “es que no puedo serlo” frase que adopté para no dar demasiada explicación ni toda la historia que ya conté. (Ahora creo que mejor les remitiré a este post…) También la graciosita cargante que es de “no eres madre pero si la mamacita de alguien” ¿quién cree que ese es un piropo encantador? Puaj! "Pero como ustedes no tuvieron hijo/as, él necesita buscar quien le permita ser padre"... chale, como si tener hijos fueran los souvenirs de una relación y sólo una se case o arrejunte para procrear y no para realizar un proyecto de vida en común... 

No soy madre ni lo seré. De haberlo sido sería entre una madre muy distraída a una exageradamente sobreprotectora. Ya soy una mujer castradora para alguno/as (me lo han dicho por mi forma de ser y ejercer mi peculiar forma de ser mujer) así que seguro lo sería como madre. Tampoco creo que una mujer por el hecho de ser madre tenga la autoridad moral “ipso facto” o que venga atada al cordón umbilical (conozco de madres que serlo ya les da para que su opinión sea más válida frente a otra mujer). Ah! Y odio cuando dicen que soy mamá de mis gatos… soy su custodia, su humana, pero no soy  su mamá…no ando buscando formas sucedáneas de una decisión que tomé a los 9 años cuando le dije rotunda a mi mamá: Yo no voy a ser madre nunca!!! No quiero!!!. 

Quizá si pensamos la maternidad como la capacidad de ejercer de guía o de custodia o de protección, yo lo soy cuando soy maestra y tengo a cargo a un grupo de niño/as o jóvenes, pero eso es igual para hombres y mujeres… y no lo tengo muy aclarado en mi cabeza.

Sigo pensando, eso sí que ser madre es un milagro hermoso. Que qué bueno que yo no lo sea pero si que tenga a la Ofe de mamá. Pienso que ojalá los hombres se dieran un tiempo y pensaran que sería de ellos de ser quienes carguen con el bebé no sólo ya nacido/a… en su cuerpo, haciéndose espacio para dos vidas con todos los cambios que eso significa… que mientras algunos pueden huir de esa situación para la que no están preparados, una mujer no puede hacerlo a menos que tome la decisión de interrumpir la gestación… pero no hay para ella, la opción de buscar al hijo/a años después diciendo “yo soy tu madre” y como por magia el hijo/a tenga que aceptar que huyó, abandonó, no estuvo a la altura teniendo otras relaciones para asegurarse que sigue siendo muy mujer (conozco de unos que aún sabiendo que están embarazados andan buscando hacer hijos sin tenerlos… ) ¿Qué hay mujeres que se valen de ser madres para manipular y chantajear a sus parejas?... Bueno, tambén sé de hombres que lo hacen y las obligan o secuestran a sus hijo/as, o que lo/as hijos son sólo un medio para seguir atando a una mujer a una vida que no quiere. No sé, si me dan a elegir soy "sororal".

Una mujer, aún dando en adopción a su bebé, al menos tiene que ejercer la maternidad durante nueve meses… o media hora… sin que el padre tenga por ello, que ejercer su paternidad en su cuerpo. No sé si sea eso justo o injusto… Pienso que ojalá lo/as bebés que vienen en camino sean hombres o mujeres sean educados pensando en que un bebé es el concurso de dos… aún.

Eso no me excluye para decir como todos/as a sus mamás este 10 de mayo: Feliz día de las madres Ofe!... tu hija. (y no, nunca le he regalado una plancha)

Vistas: 983

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Comentario de Margarita Nava el mayo 24, 2014 a las 3:47pm

Muchas gracias Angélica y María Margarita por sus comentarios. ;)

Comentario de Angélica Meza el mayo 9, 2014 a las 10:31am

Que fuerte!! Gracias por la confianza, nada fácil ha sido tu vida y se lee alegría pese a muchos peses...

Un fuerte abrazo u.u

Comentario de María Margarita Arenas el mayo 8, 2014 a las 9:28pm
Me sentí identificada en gran parte del texto y agradecida por que en el mundo existan mujeres que deciden con argumentos si para sus vidas está el ser madres o no, sin dejarse llevar por lo que digan los demás. Yo pensé no ser madre mucho tiempo y la vida volteó la carta y convencida y feliz decidí serlo, entonces de nuevo se volteó y casi no lo logro. Ahora tengo una pequeñita espectacular por la que doy la vida, pero respeto y admiro a las mujeres que como tu deciden no serlo. Un abrazo
Comentario de Margarita Nava el mayo 7, 2014 a las 10:33am
Uy y lo que me faltó jijiji!!! Gracias equipo!!!! Un abrazo a todas!!! :)
Comentario de Mujeres Construyendo el mayo 6, 2014 a las 11:07pm

Magos,

Gracias por compartir esto, por abrirte y poner de manera tan clara lo que muchas mujeres piensan/pensamos. 

Un abrazo grande. 

Contacto

info@mujeresconstruyendo.com

¡Sigamos conversando en nuestras redes sociales!

 



Miembros

Última actividad

Mujeres Construyendo comentó sobre la publicación en el blog Desconfinamiento Francés de Lizbeth Gutiérrez Sauceda
"Gracias Lizbeth. Información muy útil y siempre resulta valioso ver lo que sucede en…"
Hace 37 minutos
Aída Cerda Cristerna ahora es miembro de Mujeres Construyendo
Hace 2 horas
Cynthia Aguilar publicó un video

Ventajas y desventajas de la capacitación en línea

Te contaré los aspectos que, según mi experiencia, son excelentes para aprender en línea y cuáles debes de cuidar.
Hace 19 horas
Gabriela comentó sobre la publicación en el blog Finalmente a la venta por Amazon.com.mx Mis Mentiras de Guadalupe Albert
"Sii, así lo haré. Saludos desde CDMX hasta Budapest. "
Hace 23 horas

© 2020   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio