Cuando escuchamos sobre la importancia de amarnos a nosotros mismos, algunos pueden fruncir el ceño o bajar la cabeza desaprobando esta idea pero no puedo enfatizar lo suficiente qué tan importante es cultivar un profundo romance con ustedes mismos.

No recuerdo que me motivaran nunca a quererme a mí misma -de hecho, nunca se me hubiera ocurrido hacerlo. Se piensa comúnmente que eso es ser egoísta, pero la vida me ha  permitido entender que ésta era la clave del poder sentirnos realmente “sanos” de cuerpo y alma.

 

Cada uno de nosotros es un regalo para aquellos que están a nuestro alrededor, ayudándonos entre sí a ser quienes somos, tejiendo juntos el cuadro perfecto de la vida en común. Pero esto no lo podemos lograr a no ser que nos amemos a nosotros mismos sin restricciones, sin críticas ni señalamientos.

 

Desde mi punto de vista, amarse a uno mismo es la base fundamental para poder amar a los demás, si uno no es capaz de amarse a sí mismo no puede amar realmente a un otro, no de una forma sana para ambos. Erich Fromm en su libro El arte de amar, nos dice: “Si un individuo es capaz de amar productivamente, también se ama a sí mismo; si sólo sabe amar a los demás, no sabe amar en absoluto”.

 

Ser amor también significa estar conscientes de la importancia de nutrir mi propia alma, cuidando de mis propias necesidades, sin ponerme de últimas todo el tiempo. Esto me permite ser siempre fiel a mí misma y tratarme con total respeto y amabilidad. También me permite ver aquello que podría ser interpretado como imperfecciones o errores, sin juicio, observándolos solamente como oportunidades de experimentar y aprender con amor incondicional.

Cuando nos preocupa exageradamente la opinión de los demás, las prioridades en nuestra vida se alteran dramáticamente. Nuestros propios deseos pasan a un segundo plano, son reemplazados por un impostor: el “deseo” de agradar.

 

Las relaciones que establecemos con las demás personas siempre son un reflejo de la relación que tenemos con nosotros mismos, si lo que sentimos cuando estamos con otros es miedo a ser criticados, eso sólo puede significar que somos exageradamente críticos con nosotros mismos, que nos tratamos con excesiva dureza, sin amor.

es por esto que el cuidarnos de nostros mismos, de buscar nuestra felicidad, debe ser nuestra PRIORIDAD.

Así que este Día de San valentín, ama y demuestrarle amor a esa gran persona que está frente al espejo.

 

Namasté

Vistas: 44

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Suscríbete a nuestro Newsletter

¡Síguenos en las redes sociales!

 



Miembros

Última actividad

Nora Paty comentó sobre la publicación en el blog Presentándote de Mujeres Construyendo
"Buenas tardes a todas! Es un gusto y un honor estar en esta comunidad digital. Me llamo Nora…"
Hace 2 horas
FUNDACION DE LA MANO CONTIGO publicó fotos
Hace 4 horas
Icono del perfilNora Paty y FUNDACION DE LA MANO CONTIGO se unieron a Mujeres Construyendo
Hace 4 horas
Entrada de blog de Angie Contreras

¿Cómo ama una feminista?

"No puedo amar a un hombre que me mande, como tampoco puedo amar a quien se deje mandar por mí"…Ver más
ayer

© 2017   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio