El maltrato a la mujer, ¿eres parte del problema?

Llega noviembre y el tema de la lucha en contra del maltrato a la mujer vuelve a llenar nuestras pantallas y cada vez es más fuerte.

Hace décadas se hablaba de inclusión y seguridad laboral.

Luego otras décadas de protestas y luchas para alcanzar la igualdad (camino aún por recorrer).

Y finalmente, pero no menos grave, el tema de los cientos de mujeres que mueren cada día a causa de maltrato.

Violencia, gritos, insultos, golpes, tortura, violaciones, amputaciones, etc., etc., etc. Si, una lista interminable de formas de maltrato a la mujer.

Pero,

¿somos nosotras, cada una de las mujeres que estamos leyendo esto, victimas?

¿O somos agresoras?

Si, te estoy preguntando directamente si es que TÚ MALTRATAS A LAS MUJERES o no.

Veamos...

Maltratos diarios a ti misma como mujer

Analicemos un poco tu día.

¿Te despiertas, vistes, arreglas y te sonríes mirándote al espejo y te dices lo hermosa que estás esa mañana?

Está bien, aceptemos que no es tan sencillo hacerlo todos los días. Así que asumamos que despiertas y empiezas tu día normalmente, pero

¿Confías en tus capacidades y trabajas para realizar tus sueños?

Me refiero a si crees en ti, a si caminas con la cabeza en alto segura de todas las virtudes que te caracterizan.

Aún no te sientes del todo segura...

Entonces déjame preguntarte:

¿Cuidas de ti misma regalándote tiempo para hacer aquello que deseas y para alimentarte nutritivamente?

Si, quizá todas estas preguntas te parecen extremadamente simples, pero la verdad es que reflejan a forma como te tratas a ti misma.

Y, aunque no te des cuenta, en tu día a día tienes comportamientos que dañan tu autoestima y quebrantan tu bienestar y eso es maltratarte a ti misma.

Te explicaré...

La forma cómo te tratas a ti misma refleja cuanto te amas y respetas a ti misma. Por lo tanto, reflejará también la forma como aceptas que otros te traten.

Tú defines los límites, pero todos los límites empiezan por ti.

Así que si quieres acabar con el maltrato a la mujer, debes empezar por dejar de maltratarte a ti misma.

¿Quieres aprender a hacerlo?

Entonces únete a mi llamado y descubre cómo de dejar de maltratarte  

Las historias de maltrato que decidimos ignorar

Cada día cientos de mujeres sufren de maltrato y muchas de aquellas historias llegan a tus oídos.

Quizá las miras en las noticias o en las redes sociales y muy posiblemente (si estás dentro del promedio) esas historias te provocarán; primero miedo e inseguridad y luego ira y frustración.

Pero también están las otras historias, las que decides ignorar cada día.

¿Crees que tú no lo haces?

Veamos...

¿Cuántas veces te ríes de algún comentario machista? ¿Cuántas veces crees que 'aquella mujer' lo tiene merecido?

¿Cuántas veces crees que denunciar es exageración?

¿Ninguna?

Está bien, entonces te preguntaré

¿cuántas veces escuchaste a tu amiga decir que su novio la gritaba y no hiciste nada?

¿Cuántas veces tu amiga te contó de aquel que la acosa y te aburriste del tema?

¿A cuántas amigas les dijiste, "no va a ser capaz" cuando te contaron que las amenazaron?

Tienes historias como la de Cristina, quien contó a sus amigas sobre su acosador y fue ignorada por todas sus amigas...

Y es que claro, nadie se imaginó que llegaría a algo tan grave. Nadie dio la importancia debida y así, muchas ignoraron el maltrato que sufría su amiga.

Espera,

con esto no quiero decir que debas solucionar el problema de todas aquellas mujeres que están viviendo algún tipo de maltrato.

Pero si debo insistir en que NO LO ACEPTES.

Cada comentario, pensamiento y actitud tuya puede hacer un cambio en esta lucha en contra del maltrato a la mujer.  

¿Puedes detener tú el maltrato a la mujer?

En gran medida sí.

Tu aporte en esta lucha dependerá de tu intensión, profesión, edad, interés, voluntad y actitud. Tú tienes el poder de hacer un cambio positivo en esta lucha.

Como te lo dije al inicio, empieza por ti y deja de maltratarte a ti misma.

Deja de poner tus necesidades al final de las prioridades.

Ámate y trátate bien, habla de ti de forma positiva y cree en ti

Pon límites y cúmplelos tú misma

No permitas que nadie te trate mal, te ofenda, humille, insulte, etc. Detén ante la más mínima exposición de maltrato.

Tampoco permitas el maltrato al resto de mujeres que te rodean.

No juzgues o critiques, mucho menos justifiques el maltrato. Nadie merece vivir una situación así.

Rechaza los comentarios, chistes y comportamientos machistas. No los aceptes en tu hogar, da el ejemplo a las nuevas generaciones y rechaza todo comentario que degenere a la mujer

Escucha y presta ayuda. No incentives a que ninguna de tus amigas "aguante" algún tipo de maltrato. Ten en cuenta que ningún padre, hermano, esposo, colega o amigo tiene derecho a maltratar física o sicológicamente.

Acompaña y da el apoyo a quienes deciden denunciar el maltrato. El camino será largo y necesitan de tu apoyo y compañía incondicional.

Establece nuevas leyes. Hay leyes escritas y aprobadas por diversos organismos, pero también hay leyes morales y de comportamiento social. Sobre estas últimas tienes más poder del que imaginas.

Rechaza y critica las 'bromas' y comentarios machistas. Empieza por decir que no estás de acuerdo con ello, pide que no se repita o critica fuertemente esas conversaciones. Tú decides en que forma y frecuencia se pueden hacer esos comentarios en tu hogar.

Educa con el ejemplo. Enseña a las nuevas generaciones a respetarse a sí mismas y a comprender los diferentes niveles de maltrato.

No tengas miedo de defender a quien lo necesita. Cambia la costumbre de señalar a la víctima y especular sobre los motivos por los cuales fue maltratada por una protesta en contra del maltrato en cualquier circunstancia y acusa directamente al agresor. Ten en cuenta que el agresor o la agresora son el problema y no la víctima.

Todas somos protagonistas en esta lucha.

Unas más activas que otras, pero todas responsables de los resultados que se obtenga.

Haz tu parte, analiza tu entorno, tus comentarios, pensamientos y actitudes.

Descubrirás que cada día puedes aportar en esta lucha en contra del maltrato a la mujer.

Hasta pronto

Marie    

Mariela Sánchez, Escritora, asesora especializada en apoyar a mujeres a hacer frente y superar situaciones difíciles, y a descubrir y usar su fuerza interior mediante el uso de historias, anécdotas, guías, vídeos y libros. Tiene un MBA y un máster de Humanidades. Es también la creadora del Blog  Historias para Mujeres, autora del Libro “Siguiente Capítulo” y creadora del curso online “La mejor versión de ti”.

Columnista de Mujeres Construyendo desde Abril 2017

Vistas: 54

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Comentario de Mujeres Construyendo el noviembre 23, 2017 a las 8:44pm

Mariela, gracias por esta reflexión. Es un ángulo desde el cual pocas veces nos sentamos a reflexionar.

Saludos.

Suscríbete a nuestro Newsletter

¡Síguenos en las redes sociales!

 



Miembros

Última actividad

Icono del perfilmelissa angela flor, Georgina Alejandra Peraza Barrer y Luz María Cruz Ledesma se unieron a Mujeres Construyendo
ayer
Angie Contreras comentó sobre la publicación en el blog Las sin nombre, vivas nos queremos de Angie Contreras
"Gracias Mariela!!!!"
ayer
Diana Rojo comentó sobre la publicación en el blog ¡EL MARAVILLOSO PODER DEL AMOR! de Diana Rojo
"Gracias! Un abrazo de vuelta! :)"
Martes
Mariela Sanchez comentó sobre la publicación en el blog Las sin nombre, vivas nos queremos de Angie Contreras
"Impactante, gracias por compartir. Datos que deben hacernos reflexionar. Te incluí en mi…"
Martes

© 2017   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio