Día del padre.

No soy seguidora de estas fechas fabricadas. Con todo, una conversación iniciada en red social hace un par de días por dos entrañables amigas de este portal, me pone a pensar…

Nosotras llevamos siglos haciendo malabares para amar, nutrir, cuidar, acunar, forjar, educar y mantener prole cuando no hay compañero con quién compartir faenas. Nuestra maternidad es físicamente imposible de negar y la responsabilidad del padre muy fácil de evadir.

Para los padres la cosa era bien distinta: desde dudar de sus “acciones” en el negocio, hasta hacerse a un lado porque criar nenes era cosa de mujeres.

De ese esquema vengo. Claro que siempre me dijeron que podía ser lo que quisiera. Así, sin claridad de que al casarme con el padre de mis hijos, la decisión sería inmutable... mis sueños de ser ejecutiva quedaron a un lado y nunca pude revertir ni negociar la propuesta mientras tuve marido. El trato no hablado que abracé no logró evolucionar, no hubo modo de convencerle de que yo quería crecer... A sus ojos ser su mujer-geisha-madre de sus hijos, era más que suficiente para que me sintiera feliz.

Hoy veo un nuevo modelo de padres, uno al que le ha llevado mucho evolucionar.

Ya hay padres que cocinan la cena, que acompañan tareas, recogen tiraderos, ponen lavadoras y velan gripes. Que igual juegan que limpian vomitinas, hablan con la maestra, llevan y traen enanos de clases, soban pancitas y chipotes… y no esperan a que llegue mamá para ocuparse de eso.

Esos padres son fruto de mujeres que levantaron cabeza cuando las dejaron colgadas de la brocha sin escalera. Que también trabajan, aman, cuidan, proveen.  Mujeres que con tanto quehacer, hemos dado espacio para que los papás prueben las mieles de la crianza. Y algunos van entendiendo que es una maravilla, no una condenación.

No todos, pero muchos se van dando la oportunidad.

 

 

 

Vistas: 132

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Comentario de Renata Rodriguez el julio 6, 2016 a las 3:45pm

Abuela querida, recién leo tu comentario (ando en circo de cinco pistas) Gracias por leerme y por saludarme. Eres un amor. Cómo has estado? Te mando un beso grande!

Comentario de Abuela, Abuela el junio 29, 2016 a las 9:53pm
Mi querida Flaquita, que gusto volver a leerte y saludarte. Un muy fuerte abrazo.

Contacto

info@mujeresconstruyendo.com

¡Síguenos en las redes sociales!

 



Miembros

Última actividad

Mujeres Construyendo comentó sobre la publicación en el blog Presentación del libro: Violencia Política contra las mujeres: El precio de la paridad en México de Gabriela Vargas Gómez
"Gracias Gabriela. En Twitter nosotras somos @MConstruyendo, si nos tagueas allá…"
Hace 20 horas
Gabriela Vargas Gómez comentó sobre la publicación en el blog Presentación del libro: Violencia Política contra las mujeres: El precio de la paridad en México de Gabriela Vargas Gómez
"El libro pronto estará a la venta digitalmente, y les informaré con gusto por esta…"
Hace 23 horas
Entrada de blog de GABRIELA OLIVERA FLORES

Soberanas y dignas, así somos las Mujeres

Soberanas y dignas, así somos las Mujeres.Durante este mes de marzo, la conmemoración del Día…Ver más
ayer
Mujeres Construyendo comentó sobre la publicación en el blog Presentación del libro: Violencia Política contra las mujeres: El precio de la paridad en México de Gabriela Vargas Gómez
"Querida Gabriela. Muchas felicidades y muchas gracias por compartir. ¿Hay forma de conseguir…"
Viernes

© 2019   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio