Tegidos "La Susy con "g" de ángeles:"Cuando el mundo olvido, el arte del tejido. Susana Austin

Saco tejido a dos agujas santa clara y jersey,niña..
Tegidos "La Susy con "g" de ángeles:"Cuando el mundo olvido, el arte del tejido. Susana Austin (puedes compartir y prohibido por la ley cortar y pegar sin llevar el nombre del autor,esta historia tiene autor y se deben respetar sus derechos) gracias.
Hubo un tiempo, en que todo se olvido, todo estaba hecho …los escaparates estaban llenos de hermosos diseños, puntos dibujos tramados de ensueño…los diseñadores dibujaban hermosos modelos pero nadie podía hacerlos cristalizar y materializar por una simple razón los hacedores los artesanos, los artistas del tejido anónimos por siglos, sin nombre ni imagen en la historia invisibles ante tal negación histórica comenzaron a olvidar quienes eran, luego dejaron de sentir y también sus cuerpos, quedando allí atrapados entre la existencia y la inasistencia del anonimato y la des valoración, porque no solo no eran reconocidos como personas, artistas talentosos hombres y mujeres que por siglos, primero cubrieron a sus pares de las vergüenzas de la desnudez y de los humores climáticos de la naturaleza…también hermosearon con su tejidos, fechas especiales y su trabajo era tan bello ,lleno de amor y de una creatividad infinita como que sus hilos estaban en armonía y sincronizada con la naturaleza urdimbre de la madre tierra que crea tanto y en cada estación.
Y gracias a los artistas artesanos del hilo y el tejido, el mundo se convirtió un alegría y dinamismo llevando dentro de los hogares ese dinamismo de la naturaleza y así en cada miembro de la familia…Y así como llego el tiempo, en que todo se etiqueto, donde todo paso a ser propiedad privada y llego la explotación de la “MADRE TIERRA”, adueñándose de lo que no era suyo o dando nada, minimizando y quitándole todo valor a los creadores eso mismo sucedió, con esta franja de creadores que todo vida, talento y fluir …y por nada, por precios de hambre se llevaban todo y poniendo sus nombres a creaciones ajenas y vivían en el despilfarro gracias al sudor de los creadores artesanos tejedores, que fueron debilitándose como la misma Tierra.
Y así fue que los científicos del mundo, inventaron maquinas que hicieron hablar a diferentes piezas de tejidos de tramados bellos y complicados y fue tal el desorden de códigos y lenguas, que el secreto del tejido se perdió aun mas…y cuando la humanidad ya deshilachada y desnuda había perdido la esperanza, se encontró un bello y simple tejido que nadie presto atención o mejor dicho desdeño, por su simplicidad y a regaña dientes y de ultima a este humilde trama se le dio la oportunidad, de pasar por la maquina descodificadora y hablar…
“Cuando fue puesta en la maquina, una dulce voz se corporizo en una humilde y hermosa jovencita que dijo llamarse “Santa Clara”, yo soy el punto que fluye en ondinas como el agua siempre hacia abajo mirando la a la Madre Tierra y un día me canse de estar sola y empecé a mirar el cielo, siempre avance mirando hacia arriba y en el próximo caminar mire hacia abajo y así uní el Cielo con la Tierra y entonces deje de ser Santa Clara la trama solitaria encontré a mi compañero Jersey y justos del brazo guiados por los creadores fuimos todas las tramas …
Los ambiciosos dijeron a jaja, ahora si seremos archí ricos, tenemos el secreto…
Y se hicieron a la tarea y solo lograron marañas, de hilos nudos y enredos tan inmensos que quedaron atrapados colgados, arcados perdidos y ahogados…
Y así fue que a gritos pidieron perdón a la urdiembre de la vida que se les estaba cortando y rogaron con humildad y prometieron respetar y valorar a cada uno de los artistas tejedores artesanos CREADORES que eran parte materializada y humanizada de la energía creadora universal, que despertó a todos los artesanos del mundo, que comenzaron a ser llamados por sus nombres y apellidos, valorados no solo sus trabajos también sus esencias creadoras y de vida, energías que dejaban en cada trama y cada tejido. Y el mundo humano volvió a ser alegría, glamour, belleza alineada con la abundancia creadora del universo y la tierra.
Sin la simpleza primera del comienzo de todo y el acoplamiento del dos que hacen, Santa Clara y Jersey el mundo mágico del tejido no existiría.
Queridas y también queridos, valoremos nuestros dones y creaciones…que sin la urdiembre y la mano creadora nada existiría.

Vistas: 128

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Contacto

info@mujeresconstruyendo.com

¡Síguenos en las redes sociales!

 



Miembros

© 2019   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio