Porque la vida es bella por Carlos González Martínez

En ocasión del día contra la violencia a las mujeres

 

Porque la vida es bella. Porque no me entiendo aquí, sin mi, sin ti, sin ella. Porque la ternura y su textura; porque la energía y su dulzura; porque la alegría y su hermosura. Porque el respeto, porque contigo me completo. Porque todo esto tiene sentido; porque siempre hay un final a lo vivido. Porque lo inaceptable no es aceptable. Porque aquí sólo hay explicación para lo que tiene justificación. Porque siempre será mejor una huella gentil, que una pisada pueril. Porque siempre no, porque nunca sí: porque la vida es bella.

Porque la humanidad y su humildad. Porque la civilización. Porque el amor y su razón. Porque el equilibrio de estar vivo. Porque el sistema solar y esa caricia tuya como destino. Porque tu piel y mi terso escrutinio. Porque mi piel y tu tacto fino.

 

Porque si se es bueno, ¿para qué ese gesto de trueno? Porque no hay una explicación a la sinrazón. Porque la imbecilidad no tiene expiación. Porque ese golpe estúpido nunca, jamás, contundentemente, radicalmente, absolutamente, indeclinablemente, indiscutiblemente, incuestionablemente, definitivamente; nunca, jamás, tendrá un lugar en el universo como no sea el destierro sideral a la bestia animal.

 

Porque la barbarie no cabe. Porque la conciencia lo sabe. Porque el ser humano es amable. Amable en todo lo dable: amable hacia ti, amable desde ti. Porque te ama y lo puedes amar, porque su corazón es una flama para enarbolar.

 

Porque el gesto gentil es de las gentes. Porque el golpe pueril es del reptil.

 

Porque tu estás aquí, tan grande con esa grandeza tuya, tan real con esa realeza tuya: plena de plenitud. Porque te respeto y te admiro. Porque en esa sonrisa tuya me miro. Por eso, por todo eso, no entiendo a la bestia y su violencia. No le tengas condolencia, su estupidez no admite paciencia.

 

Se tú sin indolencia; se tú en tu fortaleza. No permitas más violencia; no admitas más vileza.

 

Porque aquí está mi mano palpitante y éste, su corazón extendido. Porque está contigo. Porque el corazón, porque la vida; porque todo el amor tiene razón, tiene una misión compartida. Porque estás tu aquí por ti, por mi, por ella; porque la vida es bella.

_________________________________________________________

Carlos González Martínez es autor del blog Ciudadano Andante y colaborador de la versión impresa de Cambio de Michoacán a través de su columna Dormingo.

Vistas: 13

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Contacto

info@mujeresconstruyendo.com

¡Síguenos en las redes sociales!

 



Miembros

Última actividad

Ale Marroquín comentó sobre la publicación en el blog La vida personal y profesional. Realidades en una balanza. de Ale Marroquín
"Gracias Martha por compartir! Estoy convencida que si te haces más eficiente y te renueva la…"
ayer
Martha Cisneros comentó sobre la publicación en el blog Hace un año. 19 de septiembre de Mujeres Construyendo
"El terremoto del 85 marco mi vida como la de muchos otros, yo casi recien nacida vivia con mis…"
ayer
Martha Cisneros comentó sobre la publicación en el blog La vida personal y profesional. Realidades en una balanza. de Ale Marroquín
"Este verano tome vacaciones despues de como tres anios, habia tomado anteriormente pero realmente…"
ayer
Entrada de blog de Martha Cisneros
ayer

© 2018   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio