Resiliencia, de acuerdo al diccionario de la Real Academia de la Lengua Española (RAE) es  "capacidad de adaptación de un ser vivo frente a un agente perturbador o un estado o situación adversos".
Estrés es definido de forma magistral por Igor Caruso, en su magnífico ensayo “La separación de los Amantes” 1989. En este libro, puntualiza los cinco eventos más estresantes en la vida de un ser humano.
1. Muerte de un ser querido;
2. Divorcio;
3. Cambio de domicilio;
4. Enfermedad terminal o accidentes;
5. Pérdida de trabajo.

Cualquiera de estos eventos de forma individual es suficiente para que un ser humano se suma en la tristeza, en la confusión. Caruzo expone claramente como se deben vivir las etapas del duelo, porque todos y cada uno de estos eventos representa una pérdida. Caruzo sostiene que hay que vivirlos como tal, como duelo.

De acuerdo a Elizabeth Kübler-Ross, las siguientes son las fases del duelo:

  1. Fase de Negación. Negarse a sí mismo o al entorno que ha ocurrido la pérdida
  2. Fase de Enfado, Indiferencia o Ira: Estado de descontento por no poder evitar la pérdida que sucede. Se buscan razones causales y culpabilidad.
  3. Fase de Negociación. Negociar consigo mismo o con el entorno, entendiendo los pros y contras de la pérdida. Se intenta buscar una solución a la pérdida a pesar de conocerse la imposibilidad de que suceda.
  4. Fase de Dolor Emocional (o depresión). Se experimenta tristeza por la pérdida. Pueden llegar a sucederse episodios depresivos que deberían ceder con el tiempo.
  5. Fase de Aceptación. Se asume que la pérdida es inevitable. Supone un cambio de visión de la situación sin la pérdida; siempre teniendo en cuenta que no es lo mismo aceptar que olvidar.

Sin duda alguna estos dos conceptos, resiliencia y estrés, se vienen entrelazando con más frecuencia en estos últimos meses. Todos los días escuchamos cifras y estadísticas que nos horrorizan. Enfermedades, muertes, pérdidas de empleo, separaciones, golpes, abusos criminales. Y muchas personas van acumulando las cinco causas de estrés por lo que viven en un vaiven de las cinco fases del duelo.


El mundo está estresado. Debemos darle tiempo para vivir el duelo de tanta pérdida al mismo tiempo.

Vistas: 70

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Contacto

info@mujeresconstruyendo.com

Miembros

Libros sobre mujeres y finanzas

¡Sigamos conversando en nuestras redes sociales!

 



© 2021   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio