Marina Alicia San Martín Rebolloso
2020-10-27


Desde el siglo XIX, el físico y matemático británico William Thomson Kelvin hablaba de la importancia de aplicar parámetros de medición para evaluar lo que hacemos y perfeccionarlo, pues sostenía que: “Lo que no se define no se puede medir. Lo que no se mide no se puede mejorar. Lo que no se mejora, se degrada siempre”.

Toda función directiva, proceso de gestión, implementación de políticas o proyectos, en cualquier sector, público, privado o social, tiene como elemento imprescindible la medición, pues sólo con información ordenada es posible adoptar decisiones, diagnosticar, planear y proponer mejoras continuas.

Sin embargo, a pesar de las ventajas que brindan las mediciones, su potencial no se explota como se debiera, sobre todo en las administraciones públicas.

En el marco del Día Mundial de la Estadística (20 de octubre), que se celebra cada 5 años, conmemorándose en este 2020, vale la pena visibilizar su valor, pues las estadísticas sirven para medir, porque a través de la recolección, análisis y estudio de datos podemos comparar resultados y comprender el desarrollo de una situación específica.

De acuerdo con la Ley del Sistema Nacional de Información Estadística y Geográfica, este tipo de información facilita resultados cuantitativos, a partir de la sistematización de datos primarios sobre hechos que son relevantes para el conocimiento de fenómenos económicos, de gobierno, de seguridad pública, de impartición de justicia, demográficos y sociales, así como sus relaciones con el medio ambiente y el espacio territorial.

Así, por ejemplo, gracias a la Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental del INEGI, podemos saber que en 2019, la inseguridad, la delincuencia y la corrupción se consideraban los problemas más relevantes para las y los mexicanos.

La información estadística facilita a los gobiernos y a la ciudadanía un mejor conocimiento de la realidad para plantear políticas públicas que combatan los males nacionales. Por eso, a fin de que sean consultadas por cualquier persona, en las leyes de transparencia se ha establecido la obligatoriedad de su difusión en los portales de información pública, en formatos abiertos para que sean reutilizadas, garantizado su calidad.

La confianza y credibilidad del público en los sistemas estadísticos oficiales es vital para fortalecer su relación con el Estado, tan necesaria en crisis como la sanitaria, económica, social y política que enfrentamos, y más aún en un mundo digital en el que cada vez hay más datos circulando, sin certeza de su procedencia y veracidad.

Las instituciones públicas, en particular, las generadoras de estadísticas tienen el reto de asegurar que la información que proveen sea verificable, oportuna, actualizada, accesible y disponible para la gente, debiendo tener la capacidad de desagregarla a poblaciones con mayor vulnerabilidad (mujeres, indígenas, adultos mayores, personas con discapacidad, entre otras), considerando sus necesidades, para ampliar sus beneficios.

Asimismo, se debe garantizar la producción de estadísticas sobre los distintos campos impactados por la enfermedad de COVID-19, para tener memoria de su comportamiento y efectos, que nos lleven a aprender de la experiencia, para evitar repetir errores y encontrar alternativas de superación.

En las aventuras de Sherlock Holmes de Sir Arthur Conan Doyle, el agudo detective expresaba su necesidad de contar con datos, pues decía que “no podía hacer ladrillos sin arcilla”. La información estadística es justo la arcilla que como sociedad requerimos tener, para que, a través de su aprovechamiento, identifiquemos áreas de mejora e innovación que, a manera de ladrillos, permitan construir soluciones contra los problemas actuales.

Fuente: "Lo que no se mide, no se puede mejorar", Columna Brújula de Ideas, El Semanario Sin Límites, 27 de octubre de 2020, disponible en: https://elsemanario.com/opinion/lo-que-no-se-mide-no-se-puede-mejor...

Vistas: 14

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Contacto

info@mujeresconstruyendo.com

¡Sigamos conversando en nuestras redes sociales!

 



Miembros

Última actividad

La entrada de blog de Angie Contreras se mostró en una publicación

"Lo que callamos durante el Home Office" Investigación sobre el acceso de las mujeres a la tecnología e Internet

Hoy les quiero presentar la investigación "Lo que callamos durante el Home Office", Investigación…Ver más
Hace 21 horas
Entrada de blog de Angie Contreras

"Lo que callamos durante el Home Office" Investigación sobre el acceso de las mujeres a la tecnología e Internet

Hoy les quiero presentar la investigación "Lo que callamos durante el Home Office", Investigación…Ver más
ayer
Entrada de blog de Red Nacional de Refugios AC
ayer
Entrada de blog de Myrna Varela

MUJER: El reto de la creatividad y cómo no morir en el intento

Sin duda, hay miles de mujeres creativas y muchas famosas (quizás no tantas como debería), pero…Ver más
Domingo

© 2020   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio