¿Por qué soy bloguera?

Hace días escuché de nuevo las bloguerías, todas. Y recordé lo que me llevó a iniciar un blog.
“Diario de viaje” inició en una etapa en la que yo estaba trabajando encerrada entre cuatro paredes de una oficina, sentía que me secaba de tristeza por no sentir el aire, por no ver la luz natural.
Claudia Clavin me hizo la entrevista para Bloguerías cuando yo vivía en Oaxaca y mis publicaciones de blog eran constantes, cada dos o tres días subía textos y me sentía bien. Era como tener un espacio de libertar aún entre esas cuatro paredes.

Creo que cuando Claudia me llamó por teléfono aún no tenía plena consciencia de lo que el ejercicio de escribir me estaba dejando. Ahora, a tres años de distancia puedo decir que he comprendido la importancia de mi blog.

He tenido un cambio laboral, de nuevo estoy en una oficina entre cuatro paredes, pero ahora estoy rodeada de gente que no conozco y que llegaré a conocer. Este es un momento de pausa en mi vida profesional. Quien me contrató me ha recomendado que lo tome con un “pulir, encerar”, tipo Karate Kid.

Nos estamos preparando para un nuevo proyecto editorial y  mientras tanto tengo que estar sentada en una computadora revisando bases de datos, haciendo ‘copy and paste’ para ordenar todo y… aburriéndome soberanamente.

Estoy soberanamente aburrida porque no tengo tiempo de ver el sol, porque no puedo caminar y ver qué hace la gente en la calle, porque no puedo ir a preguntar por aquellas cosas que me causan curiosidad. Parece que en algunos momentos mi curiosidad es vista como ignorancia en el espacio en donde estoy.

Estoy rodeada por personas que no alcanzan a entender el espíritu libre que he cultivado en los últimos años en los que he dedicado mi vida a una labor que amo: informar.

Si hay un temor grande en todo este proceso es el miedo a conformarme, a perder mi esencia, a uniformarme.
Entonces tengo que buscar salidas y hasta este momento creo que la mejor salida que puedo encontrar es escribir, escribir y escribir. Sólo así mi mente permanecerá despierta y hábil para su regreso a la búsqueda de información.

Fue eso lo que sucedió cuando nació ‘Diario de Viaje’. La vida me estaba dando oportunidad de ‘pulir y encerar’ para prepararme para lo que seguía y ha sido grande.

Mientras tanto se han terminado mis cinco minutos pomodoro y tengo que volver al trabajo.

Vistas: 120

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Comentario de Renata Rodriguez el abril 24, 2015 a las 1:00pm

Mariposa; escribir nos pasa en limpio y bloguear es como lanzar un mensaje en una botella al mar: alguien nos leerá. Por otro lado, hazle trampa a las cuatro paredes; pega un afiche grandote de alguna linda playa soleada ahí donde quieras una ventana luminosa. Neta... ayuda! Te mando muchos besos.

Comentario de Mujeres Construyendo el abril 24, 2015 a las 12:12pm

Querida Kelebek,

Es un lujo que compartas tu talento con nosotras.

Contacto

info@mujeresconstruyendo.com

¡Síguenos en las redes sociales

 



Miembros

Última actividad

© 2019   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio