Uno no sabe cuando le nacen y le mueren las esperanzas,  un día están o simplemente se marcharon y hace falta el mismo tiempo para albergarlas que para sacarlas de los sueños.

Y un día cualquiera despierta uno con una ilusión pegada al cuerpo como una garrapata,  causa escozor y sorpresa porque nunca se supo el momento en el que se aferró sin permiso a la piel.

Con el tiempo se alimenta, come la sangre y los pensamientos, luego crece y uno la mira tan empoderada que comienza a verla con cariño y la deja alimentarse a costa de la paz mental que da el no tener nada a que aferrarse.

Así las esperanzas van haciéndose mayores, se llenan de los pensamientos y de ideas y viajan mas rápido que la realidad promisoria de estar cada vez mas cerca del suelo y más lejos del cielo.

Y no se ve el momento en el que los pies se despegan del piso, ese pequeño instante en el que uno anda tan con el estómago lleno de ideas y sueños lejanos, pero que, como un oasis se miran reales.

Un día,  llega así sin aviso la ausencia,  y la garrapata ya no está, los pies están clavados en el centro de la tierra y ya no hay nada más que un desierto.

Y no se sabe dónde quedó la esperanza ni a qué panteón irle a rezar, simplemente desaparece como cada palabra que nace sin ser pensada, como cada mirada fugaz que empieza tan rápido como se termina.

Y los sueños se suicidan en desbandada y comienza uno a mirar, después del evidente y doloroso golpe de una caída,  cada realidad y cada señal de que la garrapata no era garrapata y que la esperanza solo fue de uno y de nadie más.

Pasa el tiempo y uno está seguro de que ya no dejará crecer las garrapatas,  que será capaz de percibir el momento en el que nacen y en que mueren y en esas se está  cuando de pronto viene una sanguijuela y se la mira con amor y se le alimenta y piensa que esta vez todo será diferente.

Pero las ilusiones, como las garrapatas y sanguijuelas un día te chupan la vida y cuando se  la han acabado buscan alojarse en otros cuerpos,  en otras historias,  pero nunca dejarán de ser simples bichos.

Twitter: @miss__ovarios
http://mariangel-elovario.blogspot.mx/

Vistas: 98

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Contacto

info@mujeresconstruyendo.com

¡Síguenos en las redes sociales!

 



Miembros

Última actividad

Mujeres Construyendo comentó sobre la publicación en el blog Presentación del libro: Violencia Política contra las mujeres: El precio de la paridad en México de Gabriela Vargas Gómez
"Gracias Gabriela. En Twitter nosotras somos @MConstruyendo, si nos tagueas allá…"
Hace 4 horas
Gabriela Vargas Gómez comentó sobre la publicación en el blog Presentación del libro: Violencia Política contra las mujeres: El precio de la paridad en México de Gabriela Vargas Gómez
"El libro pronto estará a la venta digitalmente, y les informaré con gusto por esta…"
Hace 7 horas
Entrada de blog de GABRIELA OLIVERA FLORES

Soberanas y dignas, así somos las Mujeres

Soberanas y dignas, así somos las Mujeres.Durante este mes de marzo, la conmemoración del Día…Ver más
Hace 22 horas
Mujeres Construyendo comentó sobre la publicación en el blog Presentación del libro: Violencia Política contra las mujeres: El precio de la paridad en México de Gabriela Vargas Gómez
"Querida Gabriela. Muchas felicidades y muchas gracias por compartir. ¿Hay forma de conseguir…"
ayer

© 2019   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio