Está semana trabajé en una sesión de grupo con un equipo de asesores en seguros. La idea es compartir herramientas que permitan que su presencia ejecutiva sea impecable. Empezamos a discutir el tema de la apariencia y compartí herramientas que permiten que en lo profesional su apariencia pueda mejorar.

Discutimos diferentes lineamientos que ya están establecidos dónde los colores fríos son más apropiados que los cálidos en lo profesional, y qué tipo de ropa les permita verse creíbles, confiables, responsables y por supuesto profesionales.

Entonces empieza el dilema de los estilos, ya que todos tenemos diferentes personalidades y hay quien mencionó que no quería verse como ejecutivo pero estuvo de acuerdo en verse profesional; no quieren verse “acartonados” por usar un traje sastre.   Al ser un grupo muy joven, algunos quieren verse con más experiencia y que la edad no influya en la percepción que tienen sus clientes para negociar con ellos.

Esto puede ser muy ambiguo para algunos por que en muchas ocasiones es confuso al intentar ser lo que no eres, ya que se trata de sacar lo mejor de ti y ser diferente para sobresalir. Cuando tratamos o nos esforzamos en encajar con un estilo que no es nuestro, no proyectamos de igual forma y por supuesto que eso repercute en los resultados que buscamos y es una gran influencia en la primera impresión.

Con este grupo mi intención es que reconozcan la importancia de esta primera impresión y de verse profesionales, ya que nuestra apariencia manda mensajes de lo que somos y de lo que es importante para nosotros. Si los prospectos de clientes de estos asesores los ven bien vestidos con cierta formalidad, pueden pensar que les va bien y que son exitosos; puede ser mucho más fácil contratar un seguro a quién se le nota este éxito a que si te ven informal, quizá no proyecten la misma credibilidad y confianza y tarden más tiempo en demostrarlo.

Los cambios van a ser diferentes para cada uno, cómo cambiar el estilo de zapatos para verse más formales o empezar a usar un saco que no necesariamente es lo mismo que usar un traje sastre. Es importante que conozcan cómo impactan los colores en lo profesional, que su cuidado personal sea impecable, siempre bien peinados, con la barba, las manos y los pies bien mantenidos. Reconocer que usar los accesorios adecuados es parte de su marca personal, un portafolio que se vea profesional, joyería más clásica y no tan relajada, son algunos de los pequeños detalles que pulen la imagen de una persona para mejorar su presencia ejecutiva.

Una integrante del equipo comentó que un día decidió usar saco todos los días por un mes y fue cuando más vendió. Así es, la apariencia sí importa y es el pasaporte de tu primera impresión para influir en los juicios de lo que pueden esperar después de conocerte. Así que ¿por qué pelearnos con el tema si con un mínimo esfuerzo, podemos pulir nuestra imagen, lucir más profesionales con el fin de lograr una mayor presencia ejecutiva y obtener mejores resultados en los negocios?

Aquí no acaban las sesiones, después de lograr mejorar la apariencia, continuaremos con su comunicación y su comportamiento en lo profesional, estoy segura que la transformación será notoria para acelerar su potencial.

 

Foto “[Photoxpress/ [Oleg Mitiukhin]”

 

Ale Marroquín, es consultor en imagen y protocolo de negocios. Certificada por la Asociación Internacional de Consultores en Imagen (AICI) como FLC (First Level Certificate). Con casi 20 años de experiencia en áreas de ventas y relaciones con clientes, Ale Marroquín, asesora a las personas para transformar sus habilidades en áreas de comunicación, liderazgo, comportamiento, actitud y apariencia profesional. Acelerando el potencial de las personaswww.alemarroquin.com twitter @a_marroquin

Vistas: 223

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Comentario de Ale Marroquín el abril 13, 2015 a las 2:19pm

Angélica,

¡Cuanta razón tenía tu mentor!  Gracias por leerlo.

Comentario de Angelica Macias. el abril 13, 2015 a las 1:26pm
Alejandra...me encanto tu post.
¿ Sabes que me decia mi mentor en la universidad.? El parecer profesionista es la mitad del éxito laboral. ! !
Comentario de Ale Marroquín el abril 13, 2015 a las 8:47am

Claudia, súper buena tu pregunta y ese es un tema de discusión por que no hay estilo bueno o malo, simplemente estamos interesados en mandar el mensaje de lo que es importante para nosotros.  Los niveles para vestir en lo profesional existen en base a ciertas reglas y teoría que los respaldan, los tenis son casuales, no entran en lo profesional a menos que seas atleta, sin embargo, entiendo que mucha gente los pueda usar y eso no hace que no sean profesionales o que no tengan conocimiento o experiencia.  Aquí más que nada, lo que importa, es lo que cada quien quiere proyectar y cómo sobresalir, sobre todo cuando se buscan oportunidades, clientes, promociones, aumentos de sueldo, etc. La gente, sea justo o no, hace juicios de qué esperar de otros, por lo que ven, y si estás buscando sobresalir, la forma en cómo vistes, puede influir en esas oportunidades. Así que en cuestión de tu pregunta, todo va a depender de los valores, metas y objetivos de cada quién, la industria   el medio ambiente dónde se desarrollan, y cómo digo, si no eres Steve Jobs (qepd) o Zuckerberg, que se pueden dar el lujo de vestir cómo quieren, ¿por qué no intentar pulir tu imagen?

Comentario de Claudia Calvin Venero el abril 12, 2015 a las 6:44pm

Ale,

Y ¿cómo puede mezclarse un estilo con lo profesional? Pienso por ejemplo en el mundo de talentos del universo tecnológico, en donde el traje sastre va en contra de su propuesta completa y en donde los tenis son el pan de todos los días... y así se venden mucho. ¿O qué tal el caso de alguien que puede ser medio hipster y muy profesional, o indie? Siempre he tenido esa duda.

Abrazo y gracias. Siempre es un gusto leerte.

Contacto

info@mujeresconstruyendo.com

¡Síguenos en las redes sociales

 



Miembros

Última actividad

Entrada de blog de Angie Contreras

Ser niña jamás sea una limitante

El sector de la tecnología se caracteriza por la falta de diversidad de género en todos sus…Ver más
Hace 12 horas
Entrada de blog de Mujeres Construyendo
Jueves
Alejandro Klerian Ramirez ahora es miembro de Mujeres Construyendo
Jueves
Entrada de blog de Angie Contreras

Niñas, niños y adolescentes y su derecho al acceso de las redes sociales

Por el mes de la Niñez, la Casa de la Cultura Jurídica de Aguascalientes y en todas las casas del…Ver más
Abr 15

© 2019   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio