Astrid, Feminista Interseccional: "Nuestra liberación se facilita si conocemos nuestra diversidad como mujeres"

#VocesdeMujeres es la iniciativa de comunicación de género e intercultural para construir nuevas narrativas que visibilizan el uni-diverso de las mujeres gestoras de cambio. En septiembre, destacamos a mujeres de Chile y México. En esta ocasión hablamos con Astrid, una joven astrónoma y activista feminista de Chile, quien comparte su visión sobre la lucha colectiva por los derechos de las mujeres y los desafíos personales de abrirse paso en una carrera STEM.

"Ser FEMINISTA INTERSECCIONAL es comprender la opresión de la mujer como un fenómeno multifactorial; oponerse a toda forma de explotación de la mujer, fomentar que las mujeres hablen por sí mismas, usando su propia voz y lenguaje y rechazar a cualquier postura que segrega o elimine a las mujeres del feminismo, por razones de raza, credo, origen, clase, orientación sexual o identidad de género."

Astrid es una joven de Santiago de Chile cuya vida fluye entre la Astronomía, su profesión; el feminismo, su vocación política y el amor por los animales, que la decidió a hacerse vegetariana hace 11 años, cuando adoptó a uno de sus perritos e incorporó el antiespecismo en su forma de ver el mundo. 

El feminismo estuvo presente en su vida desde siempre, gracias a su mamá, que le transmitió una visión del mundo a favor de la emancipación de las mujeres, lo cual fue importante al definir su inclinación activista. A medida que fue creciendo, descubrió que el feminismo era una propuesta política válida y fundamental para la construcción individual y colectiva:

“Había prejuicio y muy poca información sobre el feminismo; sentí que había una necesidad de nombrarse feminista, que no éramos locas, sino mujeres comunes con un diagnóstico legítimo de la realidad. El feminismo me ayudó a valorar la importancia de la acción colectiva y a elaborar mis propias experiencias con una mirada de sanación”.

Esta joven astrónoma, es sólida en su análisis de las desigualdades de género  y lucha por sostener la mitad del cielo a favor de la integración plena de las mujeres en carreras de STEM. Astrid estudió un Magister en Ciencias Físicas y hoy se encuentra en proceso de Doctorado en Ciencias de la Computación. Admite que hay más mujeres en carreras de ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas, pero la discriminación persiste y se ha hecho más sofisticada.

Para ella, el sesgo de género comienza en el momento que eliges una carrera de STEM, ya que se considera una opción masculina. La discriminación sexista persiste en actitudes sutiles y cortadas de piso para detener el avance de las mujeres:

“Hay discriminación cuando la opinión científica de las mujeres no se toma en serio, hasta que un hombre dice lo mismo. No se nos reconoce de la misma forma. Los estereotipos de género y la carga femenina asociados al trabajo de cuidados perjudican el progreso de las mujeres en Ciencia y Tecnología. Van quedando mujeres en el camino porque la maternidad es muy castigada en el ámbito STEM. Una mujer investigadora que queda embarazada y debe estar 6 meses fuera, es excluida del círculo, se atrasa y muchas veces, no vuelve. Nadie dice explícitamente que las mujeres no deben estar en Ciencia, pero el mensaje se siente en múltiples micromachismos.”

Actualmente participa en la plataforma #FEMChile, colectiva chilena de mujeres feministas separatistas, que actúan juntas contra el fascismo, el capitalismo neoliberal, la heteronormatividad y el machismo. Sobre el origen de esta propuesta que surgió en el 2018, Astrid nos cuenta que su objetivo inicial fue hacer visible el discurso feminista en Redes Sociales:

“#FEMChile ha crecido como una organización de articulación nacional, gestión descentralizada, enfoque interseccional y amplia representatividad etaria, compuesta por mujeres activas en distintos ámbitos de la lucha feminista. Desde la plataforma, buscamos plantear los temas del feminismo en el espacio público, usando las Redes Sociales y a través de acciones concretas en el ámbito territorial o brindando orientación en temas de derechos. Las distintas actividades que cada una tiene complementan el trabajo que hace la colectiva.”

Su voz, en estos días, se alza firme para demandar justicia social urgente para un Chile convulsionado por la crisis socio-política y las violaciones a los Derechos Humanos:

“Desde la colectiva siempre estuvimos alerta sobre el retroceso para los derechos de las mujeres que podría significar la elección como Presidente de Sebastián Piñera. Nuestros miedos se han confirmado ante la desprotección en la que han quedado muchas mujeres, la falta de acción del Ministerio de la Mujer, la carencia de impulso hacia una Ley Integral de Violencia de Género, la precariedad de la vida por efectos del capitalismo y las dinámicas patriarcales transversales en todos los partidos políticos que mantienen a abusadores en la esfera pública.”

Para Astrid, la mirada interseccional del feminismo es una práctica de la vida cotidiana, que comienza ampliando el horizonte.

"Nuestra liberación se facilita si conocemos nuestra diversidad como mujeres y nos acercamos a realidades que escapan a nuestra vida cotidiana. Todas las mujeres sufrimos violencia, pero no todas la sufrimos de la misma forma; las respuestas a esa violencia, los liderazgos y posicionamientos, el castigo por rebelarse, son diversos si se trata de una mujer migrante o una mujer trans, por ejemplo. Para la erradicación de la opresión no sirve competir, sirve conocer.”

Y agrega:

"Conocer implica escuchar, poner atención, abrirse al cuestionamiento y la crítica, comunicarse con asertividad, integrar las visiones de las compañeras, sin forzar mi visión en las demás y resistir la tentación de evangelizar y atropellar las experiencias propias de cada una. Liberar a las mujeres del patriarcado, el machismo y la violencia comienza con conocer la vida de otras mujeres que son diversas. Leer es importante, pero los libros no reemplazan el aprendizaje real de las experiencias vitales de otras mujeres a través del contacto directo. El diálogo colectiviza nuestras experiencias. Se trata de integrar esos saberes, no de silenciarlos.”

Vistas: 73

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

Contacto

info@mujeresconstruyendo.com

¡Sigamos conversando en nuestras redes sociales!

 



Miembros

Última actividad

Entrada de blog de Gabriela Vargas Gómez

NIÑAS Y ADOLESCENTES EN MÉXICO: ENTRE LA INVISIBILIDAD Y EL MIEDO

NIÑAS Y ADOLESCENTES EN MÉXICO: ENTRE LA INVISIBILIDAD Y EL MIEDO.Gabriela Vargas G.…Ver más
Martes
Entrada de blog de Marina A San Martín Rebolloso

Rompiendo los techos de cristal

Este 2020, cuatro mujeres se sumaron a la lista de laureadas con el Premio Nobel por sus…Ver más
Lunes
Post de Alfredo Napoleón Salgado
Sábado
Entrada de blog de Mónica Mendoza Madrigal

Del sufragio femenino a la paridad total

El 17 de octubre –aniversario del reconocimiento legal del derecho al voto de las mujeres en…Ver más
Oct 16

© 2020   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio