Hace un par de horas me avisaron que iban a cortar el suministro de luz por alguna reparación, pero viendo que eso no ha llegado aún, aprovecho el momento para llegar hasta aquí, a mi blog y decir algo que no sé que será. Para empezar: una de mis hijas, al regreso de un viaje, me trajo unas revistas de sudokus. Entonces, haciendo a un lado todo lo que tenía programado hacer, me sumergí de cabeza en una de ellas y eso fué una verdadera borrachera de sudoku, pues tuve, al fin del día, una fuerte resaca: dolor de cabeza, boca seca y también algo de sentimiento de culpabilidad (no mucho). Superado este momento, el gozo fué grande al darme cuenta de que casi no había usado la goma de borrar en muchos de ellos. ¡Me gustan y los disfruto!. Claro, al día siguiente estuve doblemente hacendosa. Esta palabra "hacendosa" la sentí como haciéndome ver de pelo recogido en un chongo y con un delantal a la cintura y no !!!, para nada.Esa estampa está fuera de mi vida actual. Leo lo que estoy escribiendo y me asombra y me encanta hacer, pensar y sentir así a mis ochenta y piquito años. Soy una Abuela con una fuerte sensación de libertad. Libre de muchas ataduras por educación, por costumbres. Ahora soy libre de hablar, de decir lo que quiero, lo que siento, lo que pienso. Soy libre y amo mi vida!!!.

Vistas: 69

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Mujeres Construyendo para agregar comentarios!

Únete a Mujeres Construyendo

© 2019   Creada por Mujeres Construyendo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio